Las nuevas mutaciones del virus exigen acabar con las patentes de vacunas de las farmacéuticas. Destacado

1. Quienes llevamos muchos meses, tras el liderazgo reivindicativo de las ONGs de salud, pidiendo a todos los Estados, especialmente a los de la UE, que acuerden en la OMC la exención de las patentes de vacunas que poseen las grandes farmacéuticas para luchar con más garantías contra el coronavirus, venimos comprobando de modo reiterado que tenemos toda la razón. Pero no es un consuelo.

2. El último ejemplo se ha producido con la nueva mutación del virus aparecida en países del sur de Africa, bautizada como ómicron. Por tanto, o hay vacunas YA para toda la población del planeta o surgirán en los países desprotegidos más variantes COVID que serán aún más peligrosas y más resistentes a las vacunas y actuales tratamientos.

3. Estamos equivocados si creemos que la solución vendrá con la administración de la 3a, 4a y 5a vacuna en los países desarrollados, sin resolver el acceso a las vacunas por parte de la población de los países pobres. Vamos muy tarde.

 

26 de noviembre de 2021. 

Odón Elorza

Espacio de diálogo e interacción con el diputado socialista por Gipuzkoa.

Copyright © 2014 - 2018 - Odón Elorza. Todos los derechos reservados.